CURIOSO: Estudio revela que los dinosaurios sufrían un eterno problema humano - Diario Digital Cronio de El Salvador
Connect with us

Ciencia

CURIOSO: Estudio revela que los dinosaurios sufrían un eterno problema humano

PUBLICADO

on

Un grupo internacional de investigadores ha descubierto que algunas especies de dinosaurios mudaban de piel, no como los reptiles en unos pocos intentos, sino en forma de pequeñas escamas, de la misma manera que lo hacen los mamíferos y aves modernas. Los expertos, quienes compartieron su estudio en la revista Nature Communications, llegaron a esta conclusión luego de revelarse que los dinosaurios plumíferos sufrían de caspa.

El descubrimiento proviene de fósiles de 125 millones de años hallados en China pertenecientes a dinosaurios con plumas y pájaros primitivos. El equipo a cargo utilizó un poderoso microscopio de electrones para estudiar los minúsculos detalles de los animales fosilizados y encontró que las células de caspa eran llamativamente similares a las que se pueden ver hoy día en los pájaros modernos.

“Los fósiles están preservados a un alto nivel de detalle, incluso hasta el punto de poder identificarse las fibrillas de queratina a nanoescala” compartió la autora principal de la investigación, Dra. Maria McNamara, perteneciente a la universidad College Cork. “Lo más destacable es que la caspa del fósil es casi idéntica a la de los pájaros modernos, inclusive la torsión en espiral de las fibras individuales todavía es visible” agregó.

La caspa, perteneciente a restos de especies plumíferas como el Microraptor, Beipiaosaurus y Sinornithosaurus, estaba compuesta por corneocitos, al igual que la caspa humana. Según los investigadores, este descubrimiento ayuda a fechar la evolución de las características dermatológicas modernas y ubicarlas alrededor del Jurásico medio cuando estos animales vivían.

“Hubo una explosión evolutiva de dinosaurios plumíferos y pájaros en ese período, por lo que resulta excitante ver evidencia de que la piel de las aves y dinosaurios primitivos evolucionó de forma rápida en respuesta a la aparición de las plumas”explicó McNamara.

“Resulta inusual poder estudiar la piel de dinosaurios pertenecientes a esta época y la presencia de la caspa demuestra que estos no eran capaces de mudar de piel de forma completa como una serpiente o lagartija moderna, sino que lo hacían mediante la pérdida de fragmentos entre sus plumas” detalló el co autor del estudio, profesor Mike Benton de la universidad de Bristol.

Las aves modernas poseen células córneas con queratina en estado suelto, estructura que les permite mantenerse frescas cuando vuelan por largos períodos. A diferencia, los corneocitos de los dinosaurios estaban densamente compuestos por queratina, lo que sugiere que no alcanzaban altas temperaturas dado que no estaban  adoptados a volar por largos trechos.

Ciencia

ENTÉRATE: Científicos descubre mediante un estudio que los días ahora son más largos

PUBLICADO

on

By

La Luna y los otros planetas han influido para que esto ocurra

Un estudio realizado por científicos de la Universidad de Wisconsin-Madison descubrió que hace 1,400 millones de años, los días en la Tierra duraban alrededor de 18 horas. Hoy en día, estosduran más, aunque esto es totalmente imperceptible, y todo es por “culpa” de la Luna.

Resulta que, en aquellos años, la Luna se encontraba más cerca de la Tierra, lo cual aceleraba la velocidad del movimiento de rotación. Actualmente, el satélite natural nos orbita a una distancia media aproximada de 384,000 km, por lo que poco a poco se va a alejando de nuestro planeta (aproximadamente 3,82 cm cada año), lo cual provoca que la rotación terrestre se torne lenta.

Stephen Meyers, profesor de Ciencias de la Tierra en dicha universidad y coautor del trabajo, indicó que llegaron a dicha conclusión gracias a la astrocronología, un método que conjunta astronomía con las observaciones geológicas y que permite ver al pasado del planeta y del Sistema Solar, y así poder estudiar los cambios climáticos a partir de los rastros que van dejando en rocas más antiguas.

El movimiento de la Tierra está influido por otros cuerpos celestes, además de la Luna, principalmente por los otros planetas del Sistema Solar, los cuales ejercen fuerza sobre ella. Estas atracciones gravitatorias alteran la rotación terrestre, así como la inclinación de su eje y la órbita que sigue alrededor del Sol.

A dichas variaciones se les denomina como ciclos de Milankovitch y pueden marcar la cantidad de radiación solar que llega al planeta, misma que es esencial para explicar diversas variaciones climáticas que dejan registros geológicos.

SIGA LEYENDO

Ciencia

El tabaco que podría combatir las superbacterias según científicos

PUBLICADO

on

By

Un equipo de científicos australianos ha demostrado que una proteína que se encuentra en una planta de tabaco tiene el potencial de combatir enfermedades infecciosas potencialmente mortales. De acuerdo con su estudio, publicado en la revista Nature Communications, este descubrimiento científico podría conducir al desarrollo de una nueva clase de antibióticos y afrontar el desafío de la resistencia a los antibióticos.

Mark Hulett junto a Marc Kvansakul y su equipo de la Universidad La Trobe de Melbourne, habían demostrado que el péptido NaD1, que se encuentra en las flores de la planta ornamental de tabaco Nicotiana alata, posee cualidades que combaten las bacterias.

 

Según ha señalado Hulett “las enfermedades infecciosas representan más de una de cada ocho muertes y se prevé que las tasas de mortalidad se disparen en los próximos 30 años”. Asimismo, la resistencia a los antibióticos al ritmo actual eventualmente llevará, de acuerdo con el científico, al agotamiento de las opciones efectivas de medicamentos a largo plazo. “Es importante que desarrollemos nuevos tratamientos con antibióticos”, ha aseverado Hulett.

 

Nuevas formas de combatir las infecciones

Utilizando el Australian Synchrotron (instalación de radiación de sincrotrón ubicada en las afueras de Melbourne), los científicos han demostrado con detalles atómicos cómo el péptido de la planta del tabaco puede destruir el microorganismo responsable de una infección fúngica peligrosa.

 

El péptido perfora la capa externa en forma de paracaídas de células de Candida albicans (hongo que provoca la candidiasis), desgarrándolas, y haciendo que exploten y mueran. “Actúan de forma diferente a los antibióticos existentes y nos permiten explorar nuevas formas de combatir las infecciones”, han explicado los expertos australianos.

 

Este “emocionante” descubrimiento podría ser utilizado para desarrollar una nueva clase de terapia antimicrobiana y tratar varias enfermedades infecciosas, incluido el estafilococo dorado, resistente a múltiples medicamentos, e infecciones como el VIH, el virus del Zika y el dengue, entre otros.

 

SIGA LEYENDO

Ciencia

La forma en que duermes podría ser la causa de tú dolor de espala

PUBLICADO

on

By

Boca arriba, boca abajo, de lado, en la postura del corredor, con la almohada doblada, sin almohada, con un pie fuera del edredón… Existen mil formas de dormir y, casi seguro, las hacemos todas mal. La realidad es que no tenemos ni idea de qué postura debemos adoptar, qué tipo de colchón o almohadón usar o, peor aún, ni siquiera somos conscientes de que esas horas de reposo no nos están aportando descanso, sino más tensión. De hecho, no es tan raro encontrar un amigo/a, compi de trabajo que cada dos por tres tenga dolor en las cervicales o lumbares. Y no, no es una cosa de viejos, es algo cada vez más común entre gente cada vez más joven.

Hace algunas semanas,  un informe de la Unidad del Dolor del Hospital  de Manises  en Valencia, informaba que los casos de jóvenes con problemas de espalda y dolor crónico se habían incrementado notablemente debido a los malos hábitos en cuanto a las posturas, el sedentarismo, sobrepeso y problemas psicológicos como el estrés. Para Javier Beltrán, fisioterapeuta y gerente del Cento Fisioactiva de Xativa (Valencia), el estrés unido a la manera errónea de descansar de muchos jóvenes podría estar por detrás del aumento de este tipo de consultas.

“Aunque no lo parezca, muchos de los dolores de espalda en gente por debajo de los 30 años pueden estar muy relacionados con el estrés. Vivimos con una tensión constante de la que no somos conscientes y, si una persona acumula una tensión durante el día, es muy probable que la mantenga en su postura durante la noche. Al no apoyar completamente el cuerpo sobre la cama debido a la tensión, se produce este dolor muscular”, apunta Javier quien cree que, precisamente por eso, saber dormir bien es una de las claves para evitar que los dolores de espalda —ya sean musculares o articulares— se conviertan en una constante.

Saber dormir es saber elegir bien

“Está claro que para cada persona hay un tipo de postura que le va mejor a la hora de dormir o que es a la que más nos hemos acostumbrado, pero hay otras variables que no se suelen tener en cuenta y que son fundamentales como el tipo de almohada, de colchón, la duración del sueño, si se está descansando o no, etc. Todos estos factores marcan la diferencia”, explica consciente de que la inmensa mayoría de los mileniales no nos hemos parado a pensar en todo ello. Vamos, que no tenemos ni pajolera idea y nuestra espalda lo acaba pagando.

Para empezar, Javier resuelve una de las grandes dudas que a todos nos ha surgido a la hora de comprar un colchón (o heredarlo, o pillarlo en Wallapop…): ¿Duro o blanco? Y, a pesar de que muchos optaréis por una cama bien blandita, la realidad es que es un error de los gordos. “En el término medio está la virtud. Un colchón excesivamente blando provoca que te hundas más y afecta a la curvatura de la columna vertebral. Sin embargo, si es demasiado duro hará que tengamos que compensar nuestra postura a nivel lumbar o dorsal. Lo ideal para la mayoría de las personas es un colchón medio que tienda a ser firme, pero sin pasarse”, apunta el fisioterapeuta.

Más allá del colchón, la gran incógnita para la mayoría y, según comenta nuestro fisio, el gran debate entre los especialistas, siguen siendo las almohadas. Para Javier, el principal problema es que no estamos acostumbrados a usar varias almohadas y seguimos optando por la típica larga de 90 centímetros y ya. “Nunca está de más tener dos almohadas más pequeñas y quizás un cojín para las piernas, así en función de cómo durmamos podremos utilizarlas para garantizar un alineamiento correcto de nuestra columna”, señala dejando claro que tanto la colocación como el grosor de la almohada es fundamental para ello.

Dos almohadas y un cojín no es tan locura

“Generalmente, si tienes tendencia a dormir de lado se recomienda una almohada más alta, de unos 10 centímetros. Si duermes boca arriba o boca abajo, se recomienda más baja pero que permita descansar las cervicales. También hay gente que directamente prefiere dormir sin almohada, pero no lo recomiendo porque produce compensaciones en tu cuerpo que pueden traer problemas. Es decir, sin darte cuenta estás haciendo fuerza con las lumbares para compensar la falta de apoyo. Básicamente, tu columna siempre está compensando fuerzas y cuantos más apoyos mejor”, resume el especialista.

Otra aspecto clave que no se suele tener en cuenta, en su opinión, es el de saber colocarse una almohada o cojín entre las piernas. “Utilizar la almohada en las piernas es igual de importante que en la cabeza. El objetivo es conseguir una flexión de cadera que ayude a que los discos lumbares y dorsales se abran y se relajen. Por tanto, cuando colocas una almohada entre tus rodillas o tus tobillos estás consiguiendo una correcta alineación de tu parte baja de la espalda”. Además, recuerda que “un problema muy común al dormir de lado para muchas personas es el choque óseo en rodillas y tobillos” por lo que “la almohada es una buena solución para ello”.

La postura al dormir, la clave de todo

Está clarísimo que nadie se mantiene en la misma posición toda la noche, pero sí que todos tenemos una más o menos definida a la hora de irnos a dormir y que suele ser la que predomina a lo largo de toda la noche. El primer consejo de Javier es que, pase lo que pase, no durmamos boca abajo. “En esta postura es muy común levantarte con cervicalgia o lumbalgia. Por otro lado, dormir boca arriba es mejor opción pero si tenemos problemas de lumbares habrá que colocar una almohada en las lumbares o debajo de las rodillas”, señala Javier que, directamente, recomienda el clásico: dormir de lado.

“La posición más recomendable es de lado, en posición fetal, colocando la almohada entre las rodillas para facilitar una flexión de cadera y luego una almohada de unos 10 centímetros en la zona cervical. Es la mejor manera de dejar el cuerpo totalmente alineado”, sentencia. Ahora que ya ha quedado claro lo importante que es un buen uso de las almohadas y una buena postura, el fisioterapeuta aprovecha para insistir en el tema colchón y la importancia de combinar bien los tres elementos: “Resulta muy sintomático que la gente siga resistiéndose a gastarse dinero en un buen colchón, pero no es una locura invertir tu dinero en el lugar en el que pasas un tercio de tu vida”.

Por último, y aunque todos sus consejos valen oro, Javier recuerda que “el descanso y la higiene postural son el 60% para evitar el dolor de espalda”, pero que “la genética y mantener una vida activa con ejercicio físico moderado” también son claves para nuestro bienestar. Porque, como ya apuntaba la investigación del hospital valenciano,  quemar el estrés con ejercicio físico y evitar caer en el sedentarismo, también pueden resultar fundamentales para evitar que nos duela hasta en el último chacra. Eso sí, la próxima vez que vayas al Ikea gástate un poquito más en el colchón y en un par de almohadas extra. Tu cuerpo te lo agradecerá.

 

 

SIGA LEYENDO
Advertisement

Lo Más Leído

Copyright © 2018 Diario Digital Cronio